Intenta este reto saludable a ver si puedes hacerlo durante 1 semana. El último es el mejor.

Uno de los principales temas de conversación de muchos gobiernos, es la salud. Y es que, mantener a la población saludables es un asunto primordial. Sin embargo, es una tarea muy difícil, debido a muchos factores.

Uno de los principales enemigos de la salud de la población, es la tan deseada comida chatarra. Esta no es para nada saludable y promueve la acumulación de grasa y colesterol.
Sin embargo, muchas personas están aceptando el reto de 4 semana comiendo saludable. Es una tarea muy difícil, pero con fuerza de voluntad podemos lograrlo.

Este reto implica dejar de comer frituras, galletas, pan blanco, helado, comida rápida, etc. Por esta razón, muchos lo consideran un verdadero reto, pero los resultados hacen que valga la pena.

El azúcar y sus consecuencias

La primera semana del reto es una de las más difíciles, pues no estas acostumbrada. Además de las presiones del día a día, puede que te deprimas un poco al tener que abstenerte de ciertos alimentos.

En esos momentos, es cuando el organismo nos juega en nuestra contra. Entonces nos dan más deseos de algo dulce. Pero para superar estos antojos, lo mejor es no guardar comida chatarra ni cosas dulces en la despensa.

Otro gran problema pudiera surgir si estamos acostumbrados a comer azúcar. ¿Sabías que esta puede llegar a ser adictiva? Por eso, al dejar de consumirla, puede que te sientas un poco ansioso o irritado.

Por eso, si te cuesta dejar de consumir galletas, dulces, helados, pastelitos y otros alimentos dulces, probablemente es porque seas adicto al azúcar.

Gánale a tus antojos

Si quieres aceptar el reto, no queremos dejarte solo sin saber cómo salir victorioso de él. Por eso, te ofreceremos nuestro apoyo por medio de varios consejos. Con ellos podrás vencer el deseo cuando te surja la necesidad de comer dulces o comida chatarra.

– Elimina la comida chatarra de tu casa: trata de no comprar galletas, helado, frituras y cosas por el estilo cuando vayas al supermercado. Así cuando te llegue el antojo, no tendrás como saciarlo. Aun si sales a comprarlo, es menos probable que caigas en la tentación.
– Siempre ten frutas y verduras en casa: contrario al consejo anterior, este consiste en sustituir la comida chatarra de la despensa por comida saludable.

Tener cosas como espinacas o bananas para hacer batidas siempre es muy buena opción. También deberías tener champiñones, pimientos, cebollas, jitomates, etc. en tu reserva alimenticia. Con estas puedes preparar deliciosos omelet. Además, un poco de avena para el desayuno es muy conveniente.

– Consume bebidas saludables: Si necesitas una bebida reconfortante, lo mejor es considerar prepararnos una taza de té verde. Otra opción muy buena es una taza de chocolate caliente con leche de almendras.

– Mantente ocupado: Finalmente, trata de mantenerte lo más ocupado posible. De esta manera, no te quedará tiempo para pensar en tus antojos.

Otros obstáculos a vencer


No solamente se trata de abandonar los malos hábitos, también debemos adquirir buenos. Entre las cosas que quizás necesites mejorar están las siguientes:

– Tomar agua: aunque no hay una fórmula para decirte cual es la cantidad de agua que necesitas, ponte la meta de consumir al menos 6 vasos de agua al día. Lo cierto es que cada cuerpo es diferente, pero de manera general, puedes partir con 6 vasos.

– Dormir mejor: cuando estamos cargados de estrés o ansiosos, difícilmente dormiremos bien. Por eso, trata de realizar alguna actividad que te relaje. A muchos les funciona el yoga, la meditación o la lectura antes de dormir. Puedes escoger la que más te guste y realizarla el tiempo que desees.

– Mejora tu actitud: la siguiente semana, trata de no sentirte tan ansiosa o depresiva. En esto puede que las actividades de relajación antes mencionada te ayuden.

La última semana del reto

Después de haber superado las 3 semanas anteriores, no te rindas ni caigas en la tentación en la última semana. Ya te falta muy poco, cobra ánimo y falles estando tan cerca de la meta.

Muchos han podido y tú no tienes por qué ser la excepción. Déjanos saber cómo te fue al finalizar las 4 semanas a través de tus comentarios. Recuerda compartir este reto en tus redes sociales con todos tus contactos.

One Comment

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *