Sumerge tus uñas en estos 2 productos caseros y crecerán sin parar, lucirán como nunca antes.

En el mundo de lo femenino el aspecto exterior es muy importante, es por ello que muchas mujeres cuidan tanto su imagen y se preocupan por lucir bien.
En esto entran detalles como la figura, la ropa, el maquillaje, el cabello, los accesorios, la manicura y la pedicura. El cuidado de las uñas, por muy pequeño que pueda parecer, es imprescindible para cualquier mujer.

Llevar las uñas arregladas y pintada es algo que demuestra aseo y cuidado personal, por ello es muy importante, tanto para jóvenes como para mujeres mayores.

De este mismo modo, no solo hay que tomar en cuenta que las uñas deben estar pintadas uniformemente y todo lo relacionado al diseño, sino que la longitud es importante.
La mayoría de las mujeres opta por tener las uñas un poco largas, el tenerlas cortas es algo que muy poca utilizan y si lo hacen es porque su profesión u oficio se los exige, es decir, no es una decisión de criterio personal.

Usa este método casero y podrás hacer crecer tus uñas naturalmente
Por este motivo, muchas mujeres optan por uñas acrílicas, de gel, postizas y demás métodos alternativos para lucir sus uñas largas.

Esto lo hacen principalmente porque sus uñas naturales no crecen los suficiente y tampoco son muy fuertes, por lo que se quiebran con facilidad.
Pero esto tiene una solución, no debemos recurrir a estos métodos postizos que al final nos dañan de peor forma nuestras uñas naturales, sino emplear un tratamiento que nutra, fortalezca y estimule el crecimiento de nuestras propias uñas.
Esto lo podemos lograr de manera natural con el siguiente tratamiento, solo necesitas esto:

Ingredientes:

  • 1 naranja
  • 1 diente de ajo
  • Un chorrito de aceite de oliva

Procedimiento:

  • Exprime todo el jugo de la naranja y viértelo en un recipiente donde puedas sumergir tus uñas.
  • Pica el ajo en trozos pequeños y agrégalo al jugo de naranja.
  • Sumerge tus uñas en esa mezcla por diez minutos.
  • Deja que tus uñas se sequen al aire, esto tardea al menos quince minutos.
  • Luego, vacía el recipiente con el jugo, pero sin enjuagarlo.
  • Vierte el aceite de oliva en el recipiente y sumerge tus uñas en este.
  • Deja tus uñas remojarse en aceite pro cinco minutos y luego sécalas al aire libre.

Realiza este procedimiento al menos dos o tres veces por semana y al cabo de un tiempo notarás que tus uñas lucen de mejor manera.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *